Ley de Educación no debe contravenir libertad religiosa ni derecho a la propiedad: Víctor Fuentes


A la opinión pública:

Respecto a los rumores difundidos a través de Whatsapp sobre el Proyecto de Ley General de Educación que presentó Morena en la Cámara de Diputados, me permito informar:

1. Un proyecto no es ley. Falta que la propuesta de Morena sea dictaminada en Comisiones y después votada en el pleno de la Cámara de Diputados; que sea remitida al Senado de la República, se turne a Comisiones, se dictamine y se vote en el pleno. Lo que se pretenda en dicha ley no es ni será una realidad, en caso de que vulnere libertades.

2. Toda persona tiene derecho a la libertad de convicciones éticas, de conciencia y de religión, y a tener o adoptar, en su caso, la de su agrado. Esta libertad incluye el derecho de participar, individual o colectivamente, tanto en público como en privado, en las ceremonias, devociones o actos del culto respectivo, siempre que no constituyan un delito o falta penados por la ley.

3. La Declaración Universal de los Derechos Humanos establece en el artículo 26 el derecho que tienen los padres de familia a decidir sobre la educación que las hijas y los hijos reciban: “Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos”.

4. Toda persona tiene el derecho de usar, gozar, disfrutar y disponer sus bienes de acuerdo a la ley. Dicho derecho será protegido por el Estado, por lo que nadie podrá ser privado, ni molestado en sus a bienes.

5. En razón de las preocupaciones sobre el proyecto de Ley General de Educación de Morena, el Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional presentó una contrapropuesta.

6. Los legisladores de Acción Nacional daremos la batalla para que en la Cámara de Diputados se garantice el derecho a la educación, en armonía con la libertad de culto y el derecho a la propiedad, y segundo, desde el Senado construiremos los consensos con las diversas fuerzas políticas que permitan una  Ley General de Educación que no vulnere ninguna libertad.

Atentamente

Senador Víctor Oswaldo Fuentes Solís